Cómo encriptar un dispositivo Android y su tarjeta SD

¿Merece la pena cifrar o encriptar la tarjeta SD de nuestro Android? Cada vez gestionamos más datos sensibles desde nuestro smartphone. Realizamos transacciones bancarias, compras a través de Internet y almacenamos datos personales en nuestro dispositivo móvil de manera más que habitual.

En caso de robo o pérdida esto puede convertirse en una bomba de información que nos puede explotar en toda la cara si no tomamos las medidas pertinentes. Para evitar este tipo de situaciones, encriptar la memoria externa del terminal es sin duda la mejor salida.

Cómo encriptar una tarjeta SD en Android: lo que debemos tener en cuenta

En el post de hoy vamos a ver cómo podemos encriptar o cifrar un dispositivo Android y una tarjeta micro SD para mantener a salvo nuestros datos. Es decir, si queremos que nuestra información personal o del trabajo esté lo más protegida posible, lo mejor es cifrar ambas memorias, tanto la interna como la externa. Pero vayamos por partes…

¿Para qué sirve la encriptación de datos?

Hay que tener en cuenta que aunque activemos el bloqueo de pantalla por contraseña, patrón o huella dactilar, todavía es posible acceder a los datos del terminal mediante un PC. Y si tenemos una tarjeta micro SD, es todavía más fácil: sólo tenemos que extraer la memoria para hacer lo que queramos con la información que contiene. La solución pasa por cifrar tanto el terminal como la tarjeta SD. Si encriptamos un dispositivo, sólo se podrá acceder a los datos que contiene si conocemos el PIN de desbloqueo.

¿Es recomendable realizar el proceso de encriptación o cifrado?

En principio, esto puede parecer un cúmulo de ventajas que solo un loco evitaría pasar por alto. Pero no nos engañemos, el proceso de encriptado también tiene sus inconvenientes:

  • Una vez encriptado el terminal no hay vuelta atrás, no se puede desenciptar. Sólo se puede desactivar la encriptación restableciendo el teléfono a ajustes de fábrica.
  • Baja el rendimiento del teléfono. En los smartphones más potentes esta bajada de rendimiento apenas es perceptible, pero si tenemos un teléfono con algunos añitos es posible que notemos cierta ralentización.

Es decir, si vamos a cifrar el smartphone tenemos que estar muy convencidos de lo que estamos haciendo. Debemos tener un teléfono como mínimo de gama media para que el sistema no se ralentice.

En cualquier caso, una buena alternativa suele ser encriptar únicamente la tarjeta SD. Así nos evitamos la posible pérdida de rendimiento. Eso sí, tenemos que asegurarnos de que todos los datos importantes del teléfono los guardamos en la SD.

Cómo cifrar una tarjeta SD y un teléfono Android, explicado paso a paso

Los teléfonos y tablets con Android 6.0 y superiores ya traen la encriptación activada de serie, pero si el terminal ha sido actualizado desde una versión anterior, es necesario realizar la activación del cifrado. ¡Tenlo en cuenta!

Un par de cosas antes de comenzar:

  • Asegúrate de que tienes la batería a tope. El proceso de cifrado es largo y puede durar más de una hora. Si te quedas sin batería puedes perder tus datos.
  • Establece un PIN o contraseña de bloqueo de pantalla. Es un requisito indispensable, si no el sistema no te permitirá cifrar el teléfono. Puedes establecer el PIN desde Ajustes > Pantalla de bloqueo > Bloqueo de pantalla > PIN. En algunos dispositivos la opción de pantalla de bloqueo puede estar dentro de Seguridad.

Pasos para encriptar los datos del dispositivo

Vamos al lío. Los pasos para activar el cifrado o encriptación del terminal Android en sí son realmente sencillos. Lo único que tenemos que tener en cuenta es la versión de Android de nuestro terminal.

Android 5.0 o superior

Para teléfono o tabletas con Android 5.0 o superior, basta con acceder al apartado de seguridad de los ajustes del sistema:

  • Ve a Ajustes > Seguridad > Cifrar (o encriptar) teléfono y pulsa sobre Cifrar teléfono.

Recuerda que es un proceso que dura alrededor de una hora y que estarás un rato largo sin poder utilizar el dispositivo. La duración también dependerá del volumen de datos que tengamos almacenados.

Durante el proceso, el sistema nos pedirá introducir un PIN de seguridad. Apúntalo en algún lado o grábatelo a fuego en el cerebro, ya que será el código que tendremos que utilizar de ahora en adelante siempre que encendamos o desbloqueemos el terminal.

Android 4.4 o inferior

La única gran diferencia si tenemos una versión de Android un poco más antigua es que tenemos que establecer el PIN antes de comenzar con todo el proceso. La ventaja -o desventaja, depende de cómo se mire- es que también podemos utilizar un patrón de desbloqueo, además del PIN numérico.

El PIN o patrón lo podemos establecer desde «Ajustes -> Seguridad -> Pantalla de bloqueo«. Una vez completado este paso, vamos a «Ajustes -> Seguridad» y pulsamos sobre «Encriptar teléfono«.

Pasos para encriptar la tarjeta micro SD

Si únicamente queremos cifrar la tarjeta micro SD no tenemos más que seguir los siguientes pasos:

  • Ve a Ajustes > Seguridad y pulsa sobre Cifrar (o encriptar) la tarjeta de memoria externa.

Antes de encriptar los datos, Android te preguntará si quieres excluir del cifrado los archivos multimedia. Recuerda de todas maneras que si solo utilizas la tarjeta SD para guardar canciones, videos y películas quizá no sea del todo necesario realizar este proceso.

Una vez realizado el cifrado de la SD, sólo se podrán acceder a los datos de la tarjeta desde el mismo terminal, y si conectamos la SD al ordenador o a otro teléfono los datos estarán inaccesibles.

Cifrar los datos de una micro SD en Android 6.0 y superiores

Si tenéis un teléfono con Android 7.0 o superior veréis que en los ajustes de seguridad no hay opción de «Encriptar memoria micro SD«. En estos casos, para que los datos de la SD sean cifrados solo tenemos que configurar la tarjeta como memoria interna.

Esto es así porque el teléfono ya viene cifrado de serie. Al añadir la micro SD como parte de la memoria interna, los datos que contiene pasarán a estar cifrados automáticamente y solo se podrán leer desde ese mismo teléfono móvil.

  • Abrimos el menú de “Ajustes» del sistema y entramos en «Almacenamiento».
  • Nos desplazamos hasta “Almacenamiento portátil” y pulsamos sobre la tarjeta micro SD.
  • A continuación, pinchamos sobre el desplegable ubicado en el margen superior izquierdo de la pantalla y seleccionamos “Ajustes de almacenamiento”.

  • Esto nos llevará a un nuevo menú donde elegiremos “Formatear como interno”. Así, Android formateará la SD y la utilizará como unidad de almacenamiento interno.
  • Por último, veremos un mensaje de advertencia que aceptaremos pulsando en «Formatear tarjeta SD». ¡Ojo! Acuérdate de hacer una copia de seguridad previa si no quieres perder todos los archivos almacenados en la SD. Además, una vez formateada, esta tarjeta SD solo funcionará en este dispositivo. ¡Importante tenerlo muy en cuenta!
  • El proceso de formateo puede durar varios minutos, dependiendo del tamaño y datos almacenados en la micro SD.

Después de esto, si lo que queremos es que la tarjeta SD también se pueda leer en otros dispositivos tendremos que formatearla. Una vez hecho eso, al configurarla por primera vez indicaremos que es una memoria externa. De esta forma, podremos retirar la SD y conectarla a un PC o acceder a sus datos insertándola en otro dispositivo.

¿Tienes Telegram instalado? Recibe el mejor post de cada día en nuestro canal. O si lo prefieres, entérate de todo desde nuestra página de Facebook.